Home Talleres Gestalt Temario y estructura

Temario y estructura

curso-tallerGESTALT

Inscríbete ahora en el curso-taller Gestalt edición 2014:

INSCRIPCIÓN ONLINE



 

A) GESTALT: LA TERAPIA DE LO SIMPLE. IMPROVISACIÓN MUSICAL.

 

Sección dirigida por Marisa Manchado Torres.

 

En esta sección trabajaremos varios aspectos de la improvisación musical (a través de instrumentos pobres o caseros, es decir, de fabricación y uso “doméstico”), como vehículo para el desarrollo personal, así como la palabra en un contexto de dinámica grupal:

 

1. La improvisación musical como vehículo de conocimiento personal y grupal: desarrollo de la expresión rítmico-vocal-instrumental.

 

2. La improvisación musical como herramienta terapéutica en los conflictos emocionales: desarrollo de la conciencia en el trabajo de crecimiento personal.

 

3. La expresión emocional a través del instrumento.

 

4. El instrumento musical como elemento proyectivo: conciencia.

 

5. La construcción del discurso musical como metáfora del discurso hablado: del lenguaje simbólico-no verbal al concepto verbal.

 

6. La escucha musical, un elemento para la escucha terapéutica: paisajes y viajes sonoros.

 

7. Creatividad musical versus creatividad / versatilidad / flexibilidad emocional, cognitiva y motriz.

 

8. Audiciones proyectivas: una escucha terapéutica.

 

En Gestalt trabajamos a partir del “darnos cuenta de qué nos está pasando” y, desde ahí, “para qué” -más que “por qué”- hacemos lo que hacemos: para qué nos sirve, qué “nos alimenta”, y también de qué nos escondemos, qué evitamos -todo tiene dos caras-. Desde ahí, el trabajo es de re-descubrir el cuerpo, lo sensorial, qué sentimos físicamente -que sería lo más elemental o primigenio-; a partir de ahí, qué emociones sentimos y qué percepciones tenemos. Todo esto se trabaja de diferentes formas y maneras, tantas como personas -cada ser humano es una sintonización diferente con el medio, un receptor, un catalizador diferente-, porque lo esencial es que la persona esté con “lo que hay” en la más pura inmediatez del “aquí y ahora”; la actitud es la que no varía: espontaneidad con lo que hay en ese “aquí y ahora”. Luego, cada profesional (maestro, médico, terapeuta, psicólogo, etc…) tiene una sensibilidad específica.

 

Es una terapia fundamentalmente  práctica, experiencial y vivencial: es a partir de la propia experiencia que se operan las transformaciones.

 

LA MÚSICA, como elemento simbólico y pre-verbal, es una herramienta sencilla, fácil y muy potente para sacar a flote, traer a la conciencia, emociones “atascadas” que nos impiden seguir creciendo o -incluso- seguir viviendo. Además, la música es el elemento emocional por excelencia, y la voz su instrumento.

 

Distingo entre dos formas diferentes de trabajar con el elemento sonoro: la una implica una acción muy obvia y física -hacer música, tocar instrumentos, etc.-; y la otra, aparentemente pasiva, es la escucha activa e implicada, guiada, de músicas.

 

La condición de elemento simbólico, emocional y pre-consciente -si seguimos la teoría del consciente de Lacan, según la cual el consciente se construye a partir del discurso hablado, de la palabra- hace de la música una herramienta idónea y fácil para entrar en lo verbal, que sin duda es lo que construye y, al tiempo,  “aterriza” en la realidad.

 

Lo obvio:

 

La posibilidad de expresarse libremente con un “lenguaje” simbólico, no semántico, donde tienen cabida todas las emociones, sólo esto ya es sanador en sí mismo; luego, el placer reparador de la escucha de las músicas que transmiten el haber sido concebidas por NECESIDAD: lo imprevisible convertido en necesidad, que decía Baudelaire, que es el acto creativo.

 

Trabajaremos los referentes musicales.

 

La voz, instrumento del Cuerpo, instrumento de la Emoción:

 

Expresarse con la voz es una de las experiencias más liberadoras y restauradoras al alcance de cualquier ser humano y en cualquier condición física o emocional: la voz, el canto y la palabra.

 

El cuerpo: ritmo*, expresión, comunicación:

 

La libre expresión corporal -y especialmente el movimiento corporal a partir de consignas de escucha de orden rítmico- despierta los sentidos, los abre, de una forma tan potente que es un poderoso catalizador de emociones: despertar corporal, despertar auditivo y despertar expresivo-creativo.

 

La voz, el canto, la escucha melódico-armónica o formal después del trabajo rítmico -tierra- del cuerpo.

 

*Ver también la Sección 2, en la que se trabajará más extensamente sobre el Ritmo y la Percusión.

 

La escucha activa: viajes sonoros, paisajes sonoros, invenciones:

 

El poder de la escucha, tanto de los sonidos del medio ambiente como de los sonidos creados por nosotros/as mismos/as, es tan enorme que posibilita un grado mayor de profundización en la aventura del auto-conocimiento: despierta la imaginación sonora, abre a la escucha de los sonidos que nos rodean, afina el oído, es decir, afina a la escucha… La posibilidad de construir espacios sonoros propios libera, sana y repara.

 

Las músicas “sagradas” o la vertiente espiritual:

 

Toda música surgida de la necesidad auténtica de comunicación y expresión es sagrada: la música compuesta por los/as grandes maestros/as nos conmueve de tal manera que compartimos emociones, evocamos sensaciones, pensamientos y cultiva nuestros espíritus, fortaleciéndolos: son arquetípicas.

 

Conclusión:

 

Trabajaremos en contextos grupales emociones, actitudes, pensamientos, a partir de la experiencia sonora-musical.

 

La Gestalt es una de las orientaciones más próximas a la creatividad musical, facilitando así la expresividad y ayudando a desarrollar los impulsos creativos.

 

Y, para empezar a abrir los sentidos:

 

Textos y pretextos

 

“Nuestro alfabeto musical debe enriquecerse. La velocidad y la síntesis son características de nuestra época. Necesitamos instrumentos del siglo XX para ayudarnos a concretarlas en la musica (…). Me niego a someterme únicamente a sonidos ya oídos.”

 

Edgar Varèse (1885-1965)

 

“Il existe une région intermédiare de l’ âme,
obscure et déchirée,
dans cette région se passe ce qu’ il y a de plus
grave dans l’ existence :
l’ amour et la haine, le mythe et la fiction,
l’ espérance et le rêve…
l’ art et la poésie surgissent de cette région
trouble.”

 

Ernesto Sábato

 

“Si la musique est libération des sons
et – d’abord – des bruits, elle est dans le
même mouvement libération des timbres,
c´est-à-dire des voix. Elle se fait vocifération.
Ou vocalise.”

 

Daniel Charles

 

“El artista sólo tiene lugar, trágicamente, como creador de lo excepcional y a costa de lo razonable.”

 

Mark Rothko

 

“Los fieles que concurren a la mezquita de Amr, en el Cairo, saben muy bien que el universo está en el interior de una de las columnas de piedra que rodean al patio central… Nadie, claro está, puede verlo, pero quienes acercan el oído a la superficie, declaran percibir, al poco tiempo, su atareado rumor…”

 

Jorge Luis Borges : El Aleph

 

“Nous sommes pour l´expression simple des pensées complexes.”

 

Mark Rothko

 

“La musique expose à l´individu son enracinement physiologique, la mythologie fait de même avec son enracinement social. L´une nous prend aux tripes, l´autre, si l´on ose dire, “au groupe”. Et, pour y parvenir, elles utilisent ces machines culturelles extraordinairement subtiles que sont les instruments de musique et les schèmes mythiques. Dans le cas de la musique, le dédoublement des moyens sous la forme des instruments et du chant reproduit, par leur union, celle même de la nature et de la culture, puisqu´on sait que le chant diffère de la langue parlée en ceci qu´il exige la participation du corps tout entier, mais strictement discipliné par les règles d´un style vocal. Là encore, par conséquent, la musique affirme ses prétentions de façon plus complète, systématique et cohérente. Mais, outre que les mythes sont souvent chantés, même leur récitation s´accompagne généralement d´une discipline corporelle : interdiction de somnoler, ou de se tenir assis, etc.”

 

Claude Lévi-Strauss

 

B) RITMO Y SALUD: LA RITMOLOGÍA COMO TERAPIA.

 

Sección dirigida por Ángel Pereira.
El testimonio más antiguo de que disponemos respecto al uso de la música como instrumento para la curación se encuentra en un papiro, hallado en la tumba egipcia de Kahun en 1988. Se trata de una melodía utilizada para propiciar la fertilidad femenina.
Los griegos, por su parte, fueron expertos en la aplicación de la música a la salud, tanto corporal como mental. Así, Homero nos relata en “La Odisea” la contención de la hemorragia de Ulises mediante la música.
En el siglo XVIII se utiliza por primera vez la musicoterapia como ciencia, con el propósito de curar enfermedades de los nervios.
La Ritmología es la ciencia que estudia cómo los ritmos propios de la naturaleza se pueden utilizar para mejorar nuestra salud. Los ritmos surgen como una respuesta a la adaptación al sistema universal y a sus fuerzas.
En el universo que nos rodea existe una gran variedad de ritmos, de donde se derivan las ritmoterapias y la ciencia que las emplea, la Ritmología.
Tenemos, por ejemplo, los ritmos sonoros: las ondas sonoras son cambios en la presión del aire, transmitidas a través del canal auditivo externo hacia el tímpano, en el cual se produce una vibración (ritmo).
Las fuerzas de la naturaleza ejercen también una extensa variedad de presiones rítmico-vibracionales sobre nuestro cuerpo. En los tendones y en las articulaciones existen terminaciones nerviosas que, junto con otros órganos de nuestro cuerpo -como el oído, los ojos y el cerebro- coordinan nuestros movimientos y nos dan el sentido del equilibrio corporal. Todo ello nos permite caminar, bailar, practicar deporte…, actividades, todas ellas, de carácter rítmico.
Dentro de este amplio ecosistema rítmico cabe todo tipo de movimiento organizado, y entre ellos están los que abordaremos durante la realización de este taller: la percusión, el baile, la gimnasia, el tai-chi-chuan, el aikido y la conciencia corporal.
No nos parece necesario resaltar aquí los beneficios, ampliamente conocidos, del ejercicio y del control adecuado de la respiración, que practicaremos también en paralelo a todas las actividades.
Mediante la Ritmología nos centramos en el Ritmo, a través de la percusión y de las otras disciplinas anteriormente expuestas. Para Edgar Willems el ritmo es movimiento ordenado, y no orden en movimiento. Los ritmos ejercen una poderosa atracción sobre el ser humano, y pueden ser motivo de gran disfrute sin necesidad de entender su sentido.
Beneficios del Ritmo a todos los niveles:

 

«Es indispensable, en el campo de la Música o en cualquier otro dominio, prestar una atención especial a los ritmos del ser humano, favorecer en el niño (el niño interior que todos llevamos dentro) la libertad de sus acciones musculares y nerviosas, ayudarle a triunfar sobre las resistencias y las inhibiciones y armonizar sus funciones corporales con las del pensamiento.” Jacques Dalcroze

 

Posiblemente el ritmo sea una de las más antiguas y primitivas manifestaciones culturales.

 

El Ritmo influye en los estados de la persona, ya que afecta a nuestros chakras. Por lo tanto, es evidente la influencia que el ritmo ejerce en nosotros y en todos los aspectos de nuestra vida cotidiana: el físico, el psicológico, el social…

 

A nivel físico:

    • Incrementa o disminuye la energía muscular.

 

    • Acelera la respiración o altera su regularidad.

 

    • Produce un efecto variable pero muy claro en el pulso, la presión sanguínea y la función endocrina.

 

    • Aumenta los reflejos musculares.

 

    • Provoca cambios en los trazados eléctricos del organismo, así como en el metabolismo y en la biosíntesis de diversos procesos enzimáticos.

 

    • En adultos puede aliviar algunas afecciones psicosomáticas como el asma, las úlceras, etc.

 

    • En los niños mejora el desarrollo cerebral.

A nivel psíquico:

    • Puede alterar emociones en breves períodos de tiempo.

 

    • Ayuda a personas con depresión o con problemas mentales más severos.

 

    • Relaja y disipa la fatiga, disminuye el estrés.

 

    • Aumenta la sensación de energía.

 

    • Ayuda a dormir mejor.

 

    • Contribuye a la liberación de tensiones emocionales y psíquicas inmediatas.

 

    • Produce un incremento en la seguridad y en la estabilidad emocional.

 

    • Mejora la capacidad de comprensión.

 

    • Ayuda a la introspección.

A nivel social:

    • Facilita la comunicación, promueve la expresión individual y favorece la integración social.

 

    • Incrementa la capacidad de expresión de las personas, siendo capaces de revertir su timidez.

 

    • En terapias de grupo aumenta la sociabilidad y la confianza.

 

    • Revierte el aislamiento, tan común en nuestros días.

ESTRUCTURA DEL TALLER

 

El Taller se divide en dos Bloques principales:

 

Bloque 1: «Percusiones: Introducción a la técnica del Cajón, de la Darbuka, del Djembé y de otras percusiones menores»

 

 En este primer bloque se pretende experimentar el efecto que produce sobre nuestros canales sensoriales el hecho de tocar diversos ritmos con diversos instrumentos.

 

Contenidos específicos:

    • Iniciación a las técnicas más básicas del cajón, la darbuka, el djembé y algunas percusiones menores.

 

    • Práctica de diversas formas de percutir.

 

    • Interiorización de los ritmos tradicionales más elementales asociados a dichos instrumentos.

 

    • Síntesis muy simple y comprensible para una educación rítmica básica.

 

    • Experimentación con la mezcla de patrones rítmicos que nos ayudan a potenciar la concentración, la coordinación y la escucha dentro del grupo.

 

    • Desarrollo de la improvisación rítmica y trabajo de creación con este lenguaje.

Bloque 2: «Los sentidos del Ritmo». 

 

En este segundo bloque comprobaremos cómo el estudio y la experimentación con el ritmo nos conducen hacia el movimiento, el balanceo, en definitiva: al Bio-Ritmo. En él comprobaremos hasta qué punto el ritmo nos emociona, nos “manipula” afectiva y corporalmente y nos permite participar activamente de todas estas sensaciones.

 

Contenidos específicos:

    • Estudio del silencio como componente esencial de la música y de la danza.

 

    • Leyes del movimiento: cómo influyen en nosotros.

 

    • Análisis del ritmo y del movimiento en la naturaleza.

 

    • Danzas y ritmos tribales: la búsqueda de nuestra esencia más primitiva.

 

    • Body Percussion: utilización del propio cuerpo como instrumento.

 

    • Construcción / deconstrucción corporal.

 

    • Trabajo a partir de disciplinas como el Tai-Chi y el Aikido, que nos ayudan a tomar conciencia del espacio y a percibir otras maneras de sentir el ritmo.

 

    • El “Stop Mágico”.

MATERIAL DE SOPORTE PARA EL TALLER*

    • Diversos instrumentos de percusión.

 

    • Partituras.

 

    • Materiales varios, como cuerdas, cintas, agua, etc.

 

    • Lista de audiciones recomendadas.

*Proporcionados por la organización del Taller.

 

RECOMENDACIONES

    • Acudir a las sesiones de trabajo con calzado y ropa cómodos.

 

    • Antes de cada sesión quitarse anillos y brazaletes.

 

    • Después de cada sesión aplicarse crema suavizante de manos.

 

    • Si los participantes desean traer sus propios instrumentos de percusión se les invita a hacerlo.

C) ARTES PLÁSTICAS.  LA CREACIÓN DE “OBJETOS TERAPÉUTICOS”.

 

Sección dirigida por Geneviève Gallego.

 

En conexión con el trabajo de la compositora Marisa Manchado, Psicóloga y Terapeuta Gestalt, este Taller de Arteterapia propone experiencias sobre soportes tan diversos como la pintura, el collage, la escultura, el modelado y la escritura, con el fin de avanzar en el camino de transformación del Ser profundo así como en sus relaciones con el Otro.

 

La Arteterapia permite a quien así lo desea encontrar útiles de reflexión sobre sí mismo, creando objetos que le están destinados personalmente y que se convierten en terapéuticos cuando toman forma, palabra y significado.

 

El trabajo de Arteterapia se hace en grupo, en una atmósfera de respeto y de escucha de todos, sin noción alguna de juicio, con el fin de que, a través de los sufrimientos, de los sentimientos de carencia, de deseo y de gozo, cada participante pueda reevaluar los acontecimientos que ha vivido y revalorizarlos, ya que, si bien la historia personal no puede ser modificada, sí que puede serlo la mirada que se posa sobre ella.

 

Los temas de exploración propuestos en el Taller de Arteterapia harán referencia a la imagen y a la representación de sí y a la exploración de la propia “leyenda personal” (pero se dejará al grupo una total libertad para escoger / declinar otras posibilidades de exploración).

 

Incluso si el artista no es en absoluto el analista, el lugar y el espacio del Taller, el silencio, la escucha y el ritmo interior que se generan -gracias a la confrontación de las emociones, de los problemas y de la belleza que emergen de la obra realizada-, propician una reapropiación de la historia personal y una reestimación del propio Ser en el camino de su desarrollo y expansión.

 

MATERIAL NECESARIO:

    • Una caja (del tipo de una caja de zapatos) llena de objetos, de fotos, de imágenes, de pedacitos de lana o de tela, de objetos recogidos en la naturaleza que tengan algún sentido.

 

    • Un tubo de pegamento fuerte, tijeras, lápiz, goma, pinceles.

 

    • Tres tubos de pintura acrílica (de 120 ml cada uno), libremente escogidos a gusto del participante.

 

    • Un rollo de cinta adhesiva.

 

  • Hojas de papel de dibujo de gran formato.

 


PATROCINAN / COLABORAN

Patrocinadores y Colaboradores

HOTEL VILLA DE CANFRANC / HOTEL VILLA ANAYET / SARGANTANA